Nadie quiere vivir en la calle, todos soñamos con una casa, con poder ducharnos todos los días

PúblicoSociedad19 de Octubre de 2016 ·
Nadie quiere vivir en la calle, todos soñamos con una casa, con poder ducharnos todos los días

SEVILLA.- Tiene 35 años y llegó a España, hace casi una década, para encontrar un futuro mejor desde la ciudad rumana de Slatina. Las malas condiciones laborales y la inestabilidad lo llevaron a vivir en la calle y a convertirse en un activista por los derechos de los sin techo. Ha logrado, gracias a su persistencia, que los medios hablen de su colectivo. Cueste lo que cueste. Cómo comenzó tu lucha como activista Digamos que, desde muy pequeño, me he visto involucrado en la lucha por los derechos humanos. En el orfanato, donde pasé mi infancia y adolescencia, vi muchas injusticias y abusos y...